¿Busca un suelo de corcho? Descubra por qué el vinilo también merece su atención

Los suelos de corcho son famosos por su sensación cálida y suave. Pero, ¿sabía que los suelos de vinilo presentan la misma suavidad que el corcho y toda una serie de otras ventajas prácticas? Le presentamos cuatro casos donde vale la pena tener en cuenta el vinilo.



1 – ¿Va a instalar sus suelos en una estancia muy transitada?

No todos los suelos pueden resistir una vida familiar activa. De hecho, los objetos afilados, como los tacones altos, pueden picar la superficie del suelo, por lo que para zonas muy transitadas es recomendable buscar una opción de suelo resistente. Los suelos de vinilo poseen una capa protectora que los preserva de este tipo de desgaste, al tiempo que ofrecen una superficie suave y agradable bajo sus pies.

2 – ¿Tiene muebles pesados?

Si tiene muebles pesados, necesitará un suelo que pueda soportar esa presión. Los suelos de vinilo, aunque son tan suaves como los de corcho, ofrecen una alternativa duradera y resistente a las abolladuras gracias a sus capas de acabado protectoras.


3 – ¿Su suelo va a humedecerse?

Si necesita instalar el suelo en un entorno húmedo, como un baño o un sótano, un suelo resistente al agua y fácil de limpiar le evitará muchos dolores de cabeza. De este modo, sus suelos durarán muchos años y, al mismo tiempo, sus pies sentirán tanta calidez y confort como lo harían en los suelos de corcho.

4 – ¿Tiene niños o mascotas?

¿Combinar suavidad con una excelente resistencia a las manchas y los arañazos? ¡Sí que es posible! El vinilo ofrece a su familia una superficie suave y segura en la que vivir y jugar, mientras que sus capas de acabado protectoras lo mantienen sin arañazos, cortes y marcas.

¿Está preparado para una alternativa al corcho práctica, confortable y estéticamente atractiva? Eche un vistazo a nuestra colección de vinilo de lujo Livyn de Quick-Step o utilice el Asesor de suelos para ver cómo quedaría el vinilo en su interior.